El INYM aprobó la asignación de becas para universitarios

19 estudiantes universitarios, que cursan las carreras de Ingeniería Agronómica, Ingeniería en Alimentos, Ingeniería Electromecánica e Ingeniería Química, en universidades públicas de Misiones y Corrientes, renovarán este año las becas del Programa Estudiando con el Mate

Jueves, 11 de mayo de 2017


Así lo resolvió ayer (9 de mayo) el Directorio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM) al aprobar las propuestas acercadas, renovando de esta manera el respaldo a la educación y a la investigación vinculada a la producción, elaboración y consumo del producto.

Sobre el total de universitarios beneficiados, 3 cursan carreras en la Facultad de Ciencias Exactas, Químicas y Naturales de la Universidad Nacional de Misiones (UNAM); 5 en la Facultad de Ciencias Forestales de la UNAM; 6 en la Facultad de Ingeniería, también de la UNAM, y 5 en la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional del Nordeste. Cada uno de los alumnos participará en un proyecto de investigación relacionado a la yerba mate, uno de los requisitos que establece el INYM para acceder al beneficio y que tiene como objetivo apoyar la formación de recursos humanos ligados al sector.

Testimonios

Estudiantes de la Facultad de Ingeniería, de la UNAM; ubicada en Oberá, reciben las becas Estudiando con el Mate desde el año 2015. Daniel Valdez, secretario de Asuntos Estudiantiles de esa casa de estudios, ponderó el efecto dinamizador del respaldo económico que brinda el INYM, y de otros organismos.

“En los últimos años ingresaron muchos chicos; el año pasado fueron 500 y de ese total, más de 400 recibieron becas de distintos lugares, y es algo muy positivo porque son jóvenes que llegan de distintas localidades y deben afrontar gastos de alquiler, material de lectura y servicios básicos y de transporte”

“En los últimos años ingresaron muchos chicos; el año pasado fueron 500 y de ese total, más de 400 recibieron becas de distintos lugares, y es algo muy positivo porque son jóvenes que llegan de distintas localidades y deben afrontar gastos de alquiler, material de lectura y servicios básicos y de transporte”, explicó. “En el 2015 y 2016, el INYM becó a 7 jóvenes y es de destacar que, además de lo que significa poder contar con ese ingreso, se impulsa el interés por el tema yerba mate”, agregó.

“Yo, con los conocimientos que adquirí en la Facultad, construí en mi casa herramientas de trabajo, herramientas que son muy caras en el mercado y que acá aprendí a utilizar y que hacen más eficiente todo lo que hacemos en nuestra chacra, que tiene yerbales plantados por los abuelos y que nosotros cuidamos hoy”, resumió entusiasta Sergio Chalecki, oriundo de Colonia Liebig, Corrientes, quien cursa la carrera de Ingeniería Electromecánica, en la Facultad de Ingeniería de Oberá. La beca que otorga el INYM nos ayuda muchísimo, a mi por ejemplo me sirve para adquirir material de estudio y libros”, enfatizó. “Ahora estoy con un proyecto sobre Eficiencia en el Secado de Yerba Mate”, informó, al tiempo que aseguró que una vez culminado los estudios universitarios, volverá a trabajar en la chacra.

“Desde que tengo memoria nos dedicamos a la yerba mate; soy hijo de productor primario y como parte de la beca estoy con una investigación sobre Eficiencia Energética en el Proceso de Elaboración de la Yerba Mate; es una forma de devolver al sector el beneficio que me dieron”, contó.

 

Marcelo Tarnoski, estudiante en la misma Facultad y carrera, es hijo de agricultores de Apóstoles. “Desde que tengo memoria nos dedicamos a la yerba mate; soy hijo de productor primario y como parte de la beca estoy con una investigación sobre Eficiencia Energética en el Proceso de Elaboración de la Yerba Mate; es una forma de devolver al sector el beneficio que me dieron”, contó.

“El proyecto al que estoy abocado es la búsqueda de minerales solubles en extracto acuoso de yerba mate, para encontrar la cantidad de minerales y determinar los valores diarios recomendados”

Entusiasta, su compañero de aula Guillermo Yuchechen, destacó que después de la Universidad prevé cursar un postgrado, y siempre relacionado al producto yerba mate. “Quiero un postgrado.. Veo que la yerba mate tiene mucha salida y quiero brindar un aporte por todo el apoyo que nos han dado”, manifestó el joven, hijo de un productor que tiene yerbal en Cerro Azul. “El proyecto al que estoy abocado es la búsqueda de minerales solubles en extracto acuoso de yerba mate, para encontrar la cantidad de minerales y determinar los valores diarios recomendados”, expresó. La beca del INYM –continuó- me ayuda a mantenerme y me motiva para que siga involucrado en el sector”.

Alcance del beneficio

En este 2017, el INYM estableció para el Programa Estudiando con el Mate la asignación 4.000 pesos por mes a los alumnos universitarios, y en 13.000 pesos anuales a los alumnos becarios de nivel secundario.
El Programa Estudiando con el Mate está orientado a hijos de productores o trabajadores yerbateros que cursan en escuelas con orientación agrícola o en facultades las carreras de Ingeniería Agronómica, Ingeniería en Alimentos, Ingeniería Electromecánica e Ingeniería Química, en Misiones y Corrientes.
En el nivel secundario, se busca facilitar su inclusión y permanencia en las instituciones educativas, y a estimularlos a generar la inquietud del aprendizaje a través del desarrollo de un trabajo sobre yerba mate, uno de los requisitos para acceder al beneficio; y en el nivel universitario, apuntan a la formación de recursos humanos altamente capacitados para el sector, ya que se les exige la participación en un proyecto de investigación científica vinculada a la yerba mate.
Entre las funciones del INYM, establecidas en la Ley 25.564, se encuentra la de facilitar capacitación específica y formación de recursos humanos de quienes brindarán sus conocimientos en beneficio del sector yerbatero.


Te puede interesar

Volver a prensa